La bendición de bendecir

March 14, 2016
Autor Externo
Emmanuel Pérez
PROMOCIÓN

¿Te gustaría tener un ingreso adicional para tus vacaciones?

¡Pues este es tu momento! ¡Gana hasta un 45% de cada venta al instante! Recibes la mercancía en tu hogar; tendrás tu página web y tienda online gratis.

Toca un botón para comunicarte o conocer más:

Escrito de Anthony S. Moreno

"Saliendo del correo para mi casa, llegando a la fuente del Pueblo de Carolina, me encuentro a este caballero junto a una señora, amiga suya; me paran y ella me pregunta que si puedo ayudarlo a verificar su celular para ver si tiene llamadas perdidas o algún mensaje de texto, porque él es ciego.

Yo, con mucho gusto lo hice; luego le pregunto: ¿a dónde usted va?, caballero. Me dijo: "a Buenavista, a coger el trolley SITRAC". Entonces, ya sintiéndome medio preocupado, decidí buscarle una parada para que se fuera bien. Luego de irse su amiga, llegamos a la parada y me dio las gracias.

Ya estábamos en su primer destino, pero aún sentía gran preocupación y le dije: "tranquilo, yo no me voy de aquí hasta que usted se vaya bien". Entonces, mientras esperábamos, me contaba muchas cosas y me expresaba que estaba alegre de ver a un joven como yo, ayudándolo; que son muy pocos hoy en día, que -siendo jóvenes- se preocupan; esto me enorgulleció mucho.

Luego me dijo: "Dios tiene grandes cosas para ti y bendiciones te van a llegar; nunca cambies quien eres porque jóvenes así prevalecen". Eso me hizo sentir mejor aún.

Cuando llegó la guagua, lo ayudé a montarse. Me dijo: "mil gracias, mil gracias; porque ni mi hijo, que es mayor que tú se preocupa por mí: no hace esto de ayudarme y acompañarme a hacer mis cosas, sabiendo él mi condición y siendo un manganzón".

Yo le dije: "no se preocupe; ayudar es lo mío; me enorgullezco de haberle conocido y hablado con usted". Se fue tan agradecido y contento, que cuando la guagua arrancó, me fui sin poder creer lo que hice y me sonreí; mire al cielo y dije: "Gracias, Dios; porque si hago estas cosas, es porque Tú me brindas fuerzas y me das el tiempo; todo para ayudar al necesitado".

De verdad que me siento muy bien; y hasta yo mismo que quedé en "shock" por lo que viví ese día.

¡Tremendo ser Humano! Dios me lo bendiga y me le brinde mucha salud a el campeón aquí. Por eso es bueno siempre ser humilde reconocer las cosas y brindar siempre el apoyo al necesitado sin importar nada.Wow!!! De verdad que me siento super."

-Anthony S. Moreno

Artículo continúa abajo

¡Déjanos decorar tu evento!

Cumpleaños, quinceañeros, bodas, graduaciones, eventos corporativos... ¡Lo hacemos todo! ¡Ahorra 10% en cualquier oferta al decir que lo viste en Carolina787!

Moraleja

Si algo nos llevamos de este relato, es que a veces tenemos que dedicar tiempo a otros para poder experimentar la gran alegría que nos produce hacer el bien y que esta alegría supera la que sentimos cuando nos enfocamos en nosotros mismos.

Mucho se habla sobre que "las cosas están malas" económica y socialmente, pero en vez de repetir estas palabras, debemos despertar a la realidad de que está en nosotros lograr que las cosas cambien para bien.

Entendamos que todos somos una gran familia; que nuestros vecinos no son solo aquellos que tenemos a la derecha y a la izquierda. Démonos cuenta que todos formamos parte de la vida de los demás; que de manera indirecta, todo lo que hacemos influye en el día de otras personas (aunque vivamos a millas de ellas).

Pero aún más, cuando tengamos oportunidades como las del ejemplo de Anthony, podamos ser sabios, aprovecharlas y tener una nueva historia qué contar; una nueva alegría compartida entre las personas envueltas en la escena.

-Emmanuel Pérez

Necesito tu ayuda

Gran parte del tiempo que quiero invertir creando contenido, lo paso buscando cómo ganar dinero. Tu aportación me dará más tiempo para documentar nuestra Tierra. ¿Me ayudas?

Donar con PayPal

Si no tienes PayPal, escríbeme para mi ATH Móvil.

Más artículos :)
Autor Externo
Contribución de un vecino como tú.
Emmanuel Pérez
No me gustan los títulos; si dices muchos, suena a guille y si usas uno, creen que es lo único que puedes ser o hacer.