El andar de Iván y su perrita

November 5, 2019
Emmanuel Pérez
Publicidad

Toca cualquier imagen para conocer más

Edwin Velez escribe:

"Me encontré con esta persona en Carolina con su carrito de compra y su perra, que lo acompañar desde hace 3 años...

Se me acerca me pide dinero para comer. Me dice:

- No soy usuario.
- No te doy dinero, pero te compro algo de comer.

Voy a Burger King (no lo dejan entrar por la perrita), le compro la comida y me siento con él afuera a escuchar su historia..."

Edwin continúa:

"El hombre habla dos idiomas, repara motoras y tiene diploma de cocina. Vino hace 3 años de Estados Unidos y se quedó sin empleo. Hace 3 meses entregó su hogar y está luchando por las ayudas, ya que no consigue trabajo. Buena persona y la perrita juguetona."

Freddie Rodríguez: "Se llama Iván. Tuve la oportunidad de hablar con él una vez; muy buena persona."

González Conde Ruthie: "Frente a Sam's también hay uno con una perrita y cuando voy, le doy snacks para la perrita y alguito de dinero para él, pero no sé si será el mismo. Estuve tiempo sin verlo y me contó que le dieron comida envenenada para él y la perra y por poco se le muere la perrita. Según él, lo hicieron porque no lo quieren en el área."

Estas son solo una de las muchas experiencias que se viven en la calle; me recuerda a este otro deambulante, que baila por monedas bajo un semáforo, entre San Juan y Trujillo Alto.

Nancy Rivera: "[a veces] los deambulantes le dan mejor vida a sus mascotas que muchos que tienen dinero y casa."

Rafael Pérez: "Así como muchos reciben perros para ayuda emocional, estas personas también pueden beneficiarse de ellos, pues en la calle no hay amigos y los perritos siempre están ahí con ellos."

Publicidad

Toca cualquier imagen para conocer más

Edwin: "Si lo ven, denle la mano o algo de comer para él y su perrita. Ayudar no cuesta nada; no se dejen llevar de apariencias. Todos cometemos errores y tenemos derecho a segundas oportunidades."

Como ves en la foto, esto fue por el área de Pepe Ganga (Comandante Shopping Center, Avenida 65 de Infantería).

Kimberly Medina: "...se escucha mucho: 'No voy a regalar el dinero por el cual tanto trabajo', 'Que se ponga a trabajar', 'Pide dinero para seguir con el vicio'... No sabemos las historias de las personas sin hogar. Es tan fácil juzgar a los demás... Yo me siento feliz cuando puedo ayudar..."

En mi experiencia

Después de muchas conversaciones súper convincentes con deambulantes a través de los años, he notado que muchos de ellos son excelentes narradores y han desarrollado su capacidad de convencimiento a niveles impresionantes. Con esto no digo que el hombre mencionado en este escrito esté mintiendo (tampoco digo que sea verdad; solo narro la historia, tal como la recibí); solo lo añado para que también conozcamos esta cara del asunto a nivel general y de una forma [tristemente] más común.

Ahora bien

Aunque no quieras darles dinero por la razón que sea, estos vecinos callejeros merecen el mismo trato humano que el resto de nosotros. Si has hablado o leído suficiente sobre ellos, ya habrás notado que muchos llegan a ese estado de vida desde todos los caminos (nuestras calles han recibido desde el chamaquito más al garete, hasta el señor más profesional).

Si no quieres dar dinero, conversación o comida a alguien, no te juzgo, pero no te molestes...

Decir "no", es suficiente.

¿Sabes de alguien que deambule o necesite ayuda con su adicción?

Llama al Proyecto Llave al 787-643-6644

Más artículos
Emmanuel Pérez
No me gustan los títulos; si dices muchos, suena a guille y si usas uno, creen que es lo único que puedes hacer.