Cómo escribir mejor contenido

October 25, 2018
Emmanuel Pérez
Publicidad

Toca cualquier imagen para conocer más

Intro

No voy a hablarte de gramática, ni chavarte por los acentos que no pones (no soy tu Maestro de Español). Solo quiero pasarte varios conocimientos que he encontrado en los últimos años.

Claro, no todo lo podrás aplicar en tus escritos; solo usa lo que encaje con tu estilo. Aquí vamos...

Lenguaje

¡Habla el idioma de la gente, por Dios! ¿Alguna vez te has encontrado leyendo un artículo y has sentido que no está escrito en tu idioma? Yo sí (¡y muchas veces!). No estoy diciendo que escribas como yo, sino que hables un idioma que el público que quieres, entienda.

Bien relacionado a eso, están los...

Tonos y estilos

Decide qué tono quieres usar para transmitir tu mensaje. En los ejemplos de abajo, notarás que mientras voy "desmadrando" el idioma, también lo acorto; no es una norma, pero me gusta hacerlo:

¿Por qué se quejaron frente a la UPR y no frente a Starbucks? ¡Ni idea, pero no lo quiero editar más jajaja!

Nota: Aunque "vulgar" puede ser bien cafre y de mal gusto en ocasiones, no necesariamente significa que estás hablando malo, faltando el respeto, ni na' de eso.

¿Lo has notado?

Fíjate cómo cada marca tiene su tono bien establecido. Pregúntate: ¿Usaría una farmacia el tono de Snickers para anunciarse?

"¡Cuídate los sobacos con la nueva crema de afeitar medicada con sábila y eucalipto!"

Eh... Mejor sigamos...

"Storytelling" - El arte de contar una historia

Instrúyete lo más que puedas en esta área y poco a poco irás entendiendo por qué escuchar o leer algunas cosas aburre bien brutal, mientras que otras se disfrutan y te dejan con ganas de saber más.

Olvidé añadir la palabra "clímax", pero no pienso editar la imagen, ¡jaja! Esto es solo una guía básica.

Publicidad

Toca cualquier imagen para conocer más

Imágenes

No es casualidad que muchos artículos tengan fotos aquí y allá... ¿Sabes qué pasa? Es que el cerebro se aburre rápido y una de las cosas que lo mantienen atento son los cambios.

No me refería a esos cambios, pero tú me entiendes...

Orden

Una de las cosas más difíciles (para mí) es narrar algo sin tirar al medio lo que pasará después.

Y, contra... También es bueno llevar a la gente poco a poco, no tirarse la de: "En el principio, creó Dios los cielos y la tierra y el grafeno comprobó ser un material con muchas probabilidades en la física".

No brinques demasiados capítulos.

Dependiendo del tema, el orden podría tener mayor o menor importancia, pero hay casos en los que chotear el final, sería algo así como entrar al cine y gritar:

"¡AL FINAL MUERE!"

Y salir corriendo ¡jajaja!

Hablando del orden...

Se ha comprobado científicamente que la mejor forma de mantener al cerebro "conectado" y contento con un contenido (sea escrito, hablado, etc.) es presentando algo emocionante al principio y cerrar con algo igualmente emocionante (¡ahora no vengas a buscar si lo hice o no!).

Algo así funcionaría bien:

Esta práctica ayuda a eliminar casi por completo cualquier momento porquería que haya existido en el medio del texto, charla, concierto (nota cómo las canciones medias charras las suenan en el medio, nunca al principio, ni al final), etc.

Piénsalo...

A veces vemos una película super "cool" y decimos que fue una porquería, solo porque el final estuvo bien charro. ¡Desilucionaron al cerebro!

Para conocer más del tema, escucha a Jurgen Klaric.

Formato

¿Crees que hago énfasis en palabras al garete?

Grábate esto bien:

Y un montón de otras cosas, son tus mejores amigos.

"Document vs Create"

En español y detallado: "En vez de crear contenido, documenta". Esta parte la tomé de uno de mis mentores (¡ay, qué palabra tan linda!): Gary Vaynerchuk.

El mejor ejemplo que me pasa por la mente es Humans Of New York, de Brandon Stanton. Aunque el tipo pasa horas en la calle, no se mata corroborando información y buscando un montón de detalles (creando); solo habla con la gente, les toma una foto y publica sus historias en Facebook (documenta).

Como ves, sus publicaciones tienen tremenda acogida y -como podrás imaginar- su página tiene más de 10 seguidores:

¡Háblame, por favor!

¿Haz notado cómo hablo contigo mientras me lees? Te hago preguntas, digo estupideces de vez en cuando y eso... Ahora mismo es como si estuviésemos caminando por ahí conversando. ¡Todo está fríamente calculado!

Y, finalmente...

Resume y acorta

¡Jajaja, no me la montes! Después de leer to' esto, quizá pienses que no sé hacerlo (¿verda'?), pero no tienes la menor idea de cuántas veces acorto mis textos antes de publicarlos, ni cuántos puntos elimino, las palabras que sustituyo, etc.

Es un arte que no todos tienen, pero definitivamente se puede desarrollar.

Más artículos
Emmanuel Pérez
No me gustan los títulos; si dices muchos, suena a guille y si usas uno, creen que es lo único que puedes hacer.